La misma Selena Gómez nos confiesa cuál ha sido el motivo por el que la semana pasada tuvo que ser hospitalizada. Seguramente más de uno se quedó con la mandíbula casi por el suelo cuando se enteró de que la princesita de Disney tuvo que ser llevada de emergencias al hospital luego de sufrir fuertes dolores de cabeza y molestias abdominales. Quizás son síntomas que podamos relacionar fácilmente con algo en particular, pero lo que la joven padeció y se sigue recuperando, es desnutrición y estrés y tiene poca cantidad de hierro.

Lo primero que muchos imaginaron fue que la cantante pudiese estar embarazada de su actual novio, el famoso Justin Bieber, pero las confesiones de la cantante que aún continúa recuperándose, lo desmiente totalmente. Si primero se habló de embarazo, ahora seguramente se hablará de anorexia o algo por el estilo, pero lo cierto es que no se sabe cual es el motivo por el que la comúnmente delgada actriz, terminó en tal estado, sin embargo, todos sabemos que el trabajo de los cantantes puede ser muy agotador y sería muy apresurado sacar conclusiones de esto ahora. Pero ella está recuperándose y así lo ha dicho en un acto promocional que tuvo lugar en un centro comercial de California. Allí ella pidió disculpas a todos sus fanáticos por no haber podido hacer ese acto el día viernes como sería en un inicio, y agradeció mucho a todos los que la apoyaron y a su familia por estar en este momento, pero nada se le oyó decir sobre el pequeño Justin Bieber que estuvo orando para que se recuperase pronto:

Estaba muy desnutrida, baja en hierro y agotada. Muchas gracias por venir. Los quiero mucho, chicos. Ya estoy bien.

Y para dejar algo más contentos a sus seguidores, terminó su saludo con las canciones A year without rain y Who says.