El actor Matthew Fox fue detenido por la policía tras haber agredido a la conductora de un autobús porque no le permitía acceder al vehículo. Aunque nos parezca mentira que el guapo actor de Lost haya protagonizado este vergonzoso episodio, ha ocurrido, y frente a las narices de varios pasajeros. Una vez más somos testigos de lo que hace el alcohol en los famosos, ya que las copas que el actor tomó de más, fueron las causantes de que terminara la noche tras las rejas.

Aparentemente el actor que estaba en Ohio, se tomó varias copas en un bar durante un largo rato, pero para que la noche terminara un poco más divertida -o quizás lo echaron-, decidió subirse a un partybus, que en ese momento era conducido por una mujer. Y acá es cuando comienza el conflicto, ya que el actor estaba en tal estado, que no podía hacerse entender con la mujer que le decía que saliera de su vehículo porque él no tenía invitación. Matthew Fox dijo luego que lo que él intentaba, era pedir que lo llevasen de regreso a su casa, pero evidentemente las copas de más no le permitían hablar correctamente. Es más, según la mujer, ni siquiera podía hablar:

Él simplemente me miraba con la boca abierta sin decir nada. Le dije: 'Tienes que irte amigo, te estás colando en mi autobús'.

Pero el intento de la conductora por bajarlo no detuvo al actor que se balanceó sobre ella y comenzó a golpearla en el pecho y la entrepierna. Nadie acudió a ayudarla, y si lo intentaron, ya era tarde. Ella le encajó un puñetazo en la boca al actor, y luego se defendió ante los medios:

Eso fue defensa personal. Es la única forma que tengo de protegerme de un hombre pegando a una mujer.

Esa noche Matthew Fox fue llevado a una comisaría, donde fue liberado al poco tiempo. No sabemos si habrá disculpas o arrepentimiento, pero lo que sí sabemos, es que la conductora está dispuesta a llevar este caso ante los tribunales.

Imagen: Minutodigital