Las cosas van muy bien para Justin Bieber y Selena Gomez. Muchos no apostaban por su relación en un principio, de echo, la noticia de su unión causó millones de disgustos en un principio, entre los fans de los jóvenes cantantes. Ahora todo ha cambiado. Se han calmado los ánimos y los fans ya han admitido que la relación de ambos es bonita y que es real, y que muy posiblemente tenga futuro. Justin lo sabe, y por eso tiene claro que quiere formar una familia con su novia.

Según ha comentado a la revista The National Enquirer, Justin querría casarse con ella y, más tarde, compartir una vivienda. Está claro que se quieren mucho, sobre todo él a ella, que ya le ha dado algunas sorpresas y se ha desplazado para darle una sorpresa y pasar con ella el día de su cumpleaños, por ejemplo. Cosas que hacen los enamorados o que nuestros enamorados querríamos que hiciesen por nosotros. Así que no es de extrañar que Justin quiera tener hijos, y pronto. Aunque es una locura siendo tan jóvenes, no lo es tanto si sus profesiones van bien y se tienen cariño mutuo.

Selena, por su parte, no parece estar tan de acuerdo, ya que no piensa casarse, por el momento, con Justin, ya que ella tiene otra idea sobre las relaciones. Está claro que se ve muy joven y con mucho futuro profesional por delante como para pararlo por formar una familia, aunque sea con la persona que quiere. Para ella hay tiempo para todo. Los padres de ambos fueron padres muy pronto, y puede que, por eso, cada uno tenga una forma diferente de verlo.

Lo que está claro es que los dos se quieren mucho y quieren lo mejor para su relación, aunque cada uno tenga una opinión diferente. Les deseamos lo mejor y que, en un futuro, pongan en claro sus diferencias.

Imagen: Just Jared