Normalmente la actriz Lindsay Lohan es noticia, si no es porque la detienen por robar (supuestamente) un collar, es porque está en los juzgados, porque la fotografían borracha o porque no va a sus centros sociales. El caso es que, hace unas semanas, la actriz fue noticia por la imagen horrible que daban sus dientes.

Lindsay ha vivido, en los últimos años, una vida de excesos, y muchas veces, eso hace que el color de los dientes se resienta. Tanto el alcohol como el tabaco perjudica la imagen de la dentadura y, como vemos en la foto, los tenía realmente feos. Las fotos de esta dentadura estuvieron rodando durante una semana por internet, y quizá tras la crítica de muchos medios de comunicación, ha decidido ir al dentista para arreglarse toda la dentadura.

Así de guapa luce ahora. La foto nos la ha facilitado ella misma a través de su cuenta de WhoSay, para enseñarnos que ya no va a dar esa sensación tan mala de ver esa dentadura, que llegaba a dar repelús (asco).

Gracias al Doctor Dorfman por el arreglo... Mis encías todavía están un poco sensibles

Está claro que es muy joven para haberse destrozado la dentadura de esa manera y, no le ayuda nada su forma de vida. Su padre, oportunista como siempre, ya se adelantó a asegurar de que el estado lamentable de los dientes de su hija era debido a que fumaba crack y que era este el que los había destrozado. No sabemos si este ha sido el que los ha destrozado, lo que sí que sé es que ha sido demasiado temprano, y es que cuando todavía era una jovencita, lucía una dentadura y una sonrisa preciosa y natural.

Afortunadamente, se da cuenta de su deterioro que, esperemos que no vaya a más. Los parches al final no son la solución.

Imágenes: People