Muchos estábamos preocupados por el estado de salud de la cantante Adele. A primeros de mes, la cantante y su representante nos comunicaban que la cantante tenía que pasar por el quirófano para eliminar un quiste en una cuerda vocal. Su voz, en los últimos años, había sufrido un cambio gracias a ese quiste y, la cantante cantaba con menos normalidad a la que estaba acostumbrada. Muchos de nosotros podríamos sufrir perfectamente este mismo problema, pero en el caso de Adele era muy importante, ya que se gana la vida con su voz.

Pero todo ha terminado. La operación ha salido a la perfección y la cantante está muy bien. Ahora sólo le queda esperar a que sus cuerdas vocales vuelvan a la normalidad y puedan ser utilizadas para sacar esa linda voz. Le queda todavía reposo y foniatría para mejorar la colocación de su voz.

Tan preocupada estaba con el problema de su garganta, que en octubre ella ya había comentado a sus fans de twitter el problema que sufría:

Estoy destrozada y preocupada por contaros que todavía estoy experimentando problemas en mi voz

Pero el miedo ya está pasado, la operación ya fue realizada y no han encontrado nada malo al analizarlo. La operación se realizó en el Hospital General de Massachusetts. Según los médicos, la mejoría de Adele es segura:

Adele se sometió a una microcirugía de las cuerdas vocales, dirigida por el doctor Steven Zeitels, experto en operaciones de pólipos evitando el sangrado. El pólipo se le ha formado al romperse algunos vasos sanguíneos en la zona de las cuerdas vocales. A consejo de su médico, Adele llegó a Boston para someterse a la cirugía correctiva con el doctor Zeitels. Se espera que Adele tenga una recuperación completa gracias a la microcirugía láser

Suponemos que cuando se recupere podrá retomar la gira que tuvo que cancelar por el problema de sus cuerdas vocales. Le deseamos una pronta recuperación y que pueda estar encima de los escenarios dentro de muy poco.