Michael Lohan fue internado de urgencia y se le realizó una cirugía de corazón luego de sentir malestares cardíacos. El padre de la famosa y problemática Lindsay Lohan, ha estado en la mira de los paparazis casi desde que los problemas de su hija comenzaron. Pero ahora lejos de tratarse de problemas de alcohol, o maltrato doméstico, podemos verlo una vez más en las noticias, pero por sus problemas de salud. Anoche jueves, Michael Lohan fue intervenido quirúrgicamente luego de presentar pinchazos en su pecho, según ha añadido un amigo.

Tom Murro es el amigo quien presta información de lo que le sucedió al padre de Lindsay ayer jueves. Según este hombre explica, Michael tenía arreglada una arteria proveniente de su corazón, por un proceso que le habían practicado en el pasado, llamado Angioplastía, que el propósito era regular parejamente el flujo sanguíneo. Los problemas cardíacos parece que vienen de hace rato para Michael, y su corazón cada vez necesita más atención.

Aunque deseemos que se recupere pronto y la operación haya sido un éxito, al momento del alta no irá a su casa, sino a un centro de rehabilitación. El padre de Lindsay entró en un programa de rehabilitación para el control de la ira, que dura unos 120 días. La orden fue programada por la corte y se informó de esto el lunes. Así que ni bien se recupere y esté estable, volverá al centro y retomará su tratamiento.

Imagen: mojocincy