Jesse James debe ser uno de los hombres más detestados por los fanáticos del mundo de las celebridades. El se ha encargado de engañar a dos de las mujeres más queridas por los televidentes, que son Sandra Bullock y Kat Von D. Alguna será mas querida que la otra quizás, pero lo importante es que son dos damas que fueron engañadas por este empresario de las motos. A raíz de esos escándalos, él comenzó a tener protagonismo en los medios, y claro, a costa de hacerle mal a otras personas. Ahora se acerca nuevamente a la televisión, y aprovecha para decir quiere limpiar su imagen y que no lo recuerden por los escándalos del pasado.

Ayer, el empresario de las motos regresó al reality show American Chopper: The Build-Off y entre broma y broma quiso disculparse con sus fans, y mencionó otra vez a Sandra Bullock, su tercera esposa y con la que se divorció en 20120 luego de cinco años de matrimonio:

Me convertí en un blanco y casarme con cierta actriz de Hollywood hizo que no hablara con nadie más, así que me siento mal... Me siento obligado a volver a conectarme con toda esta gente y demostrarles que sigo siendo el mismo hombre fabricante de motocicletas de antes. No soy el que dicen los medios.

Quizás él tenga sus fans, pero de seguro jamás nos quitaremos de la cabeza que fue el hombre que engañó a Sandra Bullock con un gran cantidad de mujeres, según él, por tener un problema de adicción al sexo. Al mismo año de divorciarse con Sandra, comenzó a salir con Kat Von D, dándole ilusiones a la pobre tatuadora al decirle ya estaba recuperado, sin embargo, tuvieron que terminar a principios de este año porque él la engañó 19 veces. Se ve que la infidelidad no es un problema para él, y si fuera cierta su enfermedad de adicción al sexo, habría pedido ayuda a algún médico. Está en su actitud de ahora en más, demostrar que es una buena ahora es una mejor persona.